Archivo | Mundo relativo RSS feed for this section

Sociedad y responsabilidades

2 Ene

Cada pueblo es responsable de los gobernantes que se elige y no cabe buscar causales fuera de sí mismo a la hora de intentar explicar los desbordes, incoherencias y corrupciones que suceden dentro de una sociedad.

Si bien muchos se adhieren intencionalmente a las teorías de la dualidad antagónica -nosotros vs los otros- para dar sostén a su propia idiosincrasia extrema e intolerante y así tener a mano un justificativo foráneo para todo mal que pueda surgir, si analizamos la realidad sin fanatismos, comprenderemos que las raíces de lo que sucede siempre está latente en los sustratos íntimos de una sociedad y las cosas surgen por alguna razón que no se puede más tarde negar o desconocer: si se padecen malos gobiernos, si se desarrollan tiranías o dictaduras, si se instaura la corrupción, si se tolera la falta de transparencia, el fraude, la inmoralidad, la mentira estructural y la falta de compromiso con lo que se promete, entonces luego se deben asumir las consecuencias y responsabilidades que le cabe a cada quien.

Sigue leyendo

Anuncios

Estado posibilitador, no benefactor

24 Jun

Suecia es uno de esos países exitosos de los que poco se habla. En plena crisis de la zona euro, nadie se acuerda del país escandinavo. A Suecia le va bien porque hizo las reformas estructurales a tiempo, hace 20 años, con mucha anticipación a la tormenta que hoy golpea a Europa. Pero a la vez preservó el principio igualitario, que es un sello de identidad de la sociedad sueca.

La mentalidad nórdica es muy austera y poco corrupta. Pero siendo un sistema de monopolio y economía planificada tenía todas las ineficiencias de un sistema sin competencia. Todo esto se cambió profundamente. Se le dio poder a la gente para que eligiera y se abrió la competencia dentro de los servicios públicos. La solución se implementó a través de los llamados “bonos de bienestar”, que sustituyen a las usuales fórmulas de asistencialismo (tan difundidas en Argentina, por ejemplo) cuya aplicación genera una indeseable dependencia política por parte de los beneficiarios, a la vez que no garantiza la solución del problema que en teoría busca resolver.

La reforma se hizo con el cuidado de no crear segregación. Era la condición básica de derechas e izquierdas, todos estaban de acuerdo en esto.

Extraído de la entrevista a Mauricio Rojas en La Capital

Estado de Bienestar Sueco

Asistencialismo

21 Nov

¿Progresismo o conservadurismo?

Contrario a lo que predican ciertos pretendidos progresistas, los asistencialismos prolongados en el tiempo -más allá de los momentos críticos en que su implementación sí resulta imprescindible- los subsidios sin compromisos de retorno por parte de los beneficiados, lejos de constituir un avance, resultan ser claves para el estancamiento social, ya que no sólo generan sostenida dependencia por parte de los beneficiarios hacia los organismos -y actores políticos intermediadores- que los otorgan, sino que además contribuyen a la consolidación de la pobreza como un mal endémico y estructural de la sociedad.

No es positivo que el Estado subsidie sin requerir una contrapartida de retorno del beneficiario, ni que lo haga a través de agrupaciones intermedias que redistribuyan discrecionalmente y sin control. Tampoco es bueno que ese subsidio no tenga como objetivo primordial el despegue de esos sectores más deprimidos, generando y exigiendo, por ejemplo, la contra-aportación de una actividad económica sustentable.

Si el aporte del Estado se asume como una mensualidad permanente y sin requisitoria de superación personal y/o familiar (por ejemplo: la adecuada escolarización de los hijos) el asistencialismo corre serio riesgo de generar una inacción manifiesta por parte de los beneficiados, quienes ya no encontrarán atractiva una inserción laboral formal que los saque del  estancamiento y la dependencia (que implicaría la pérdida de esos subsidios asistencialistas) sino que se limitarán a “trabajar de pobres” en forma permanente, apenas complementando esos ingresos con tareas eventuales y/o la mendicidad y cirujeo.

El asistencialismo así implementado resulta ser un instrumento conservador que garantiza, no sólo la dependencia hacia el gobierno de turno, sino fundamentalmente, la consolidación de la pobreza como parte estructural de una sociedad cada vez más parcializada y desigual.

La crisis de la intimidad

16 Ago

Últimamente parecen haberse desdibujado los límites entre esos espacios y pareciera emerger cierto modelo hegemónico de subjetividad: un ‘modo de ser’ que se autojustifica porque es perfectamente compatible con las exigencias y necesidades del mundo contemporáneo. En la sociedad del espectáculo, la soledad y el silencio se han vuelto inaguantables.

Paula Sibilia (“Mutaciones de la subjetividad” en La intimidad. Un problema actual del psicoanálisis, ed. Psicolibro, Buenos Aires, 2010)

La autora propone que la subjetividad actual produce extimidad allí donde había intimidad. La interioridad ha dejado de ser el núcleo de lo verdaderamente humano; lo que ayer se escribía en un diario íntimo se expone hoy, en la web, a la mirada obscena del conjunto. El modelo de la vida interior está en crisis: la supuesta verdad del ser se cifraba en ese contacto con la propia interioridad, donde el pudor y el secreto dominaban la escena, pero hoy el escenario es la pantalla donde se ofrece la vida a lo público, como espectáculo: resta entonces saber qué sucede con el que observa, consume y goza de esa exposición pública del otro, tanto a nivel social, individual y a nivel de parejas.

Queda abolida la transición democrática

8 Abr

La aprobación de la ley de Amnistía revistió ayer caracteres de gran solemnidad y de fiesta mayor en el Pleno del Congreso de Diputados. En la mayoría de Ias intervenciones de los diputados y de los representantes de los grupos parlamentarios para explicar el voto estuvo presente una clara revisión del régimen franquista y de la represión padecida por los pueblos de España durante cuarenta años. Asimismo, y, aunque con moderación, se aludió a las limitaciones de la amnistía, especialmente en su aspecto militar. El único alegato contra la amnistía estuvo a cargo de Alianza Popular, mientras que fueron diputados vascos de diversos partidos quienes pusieron mayor énfasis en su importancia y en su carácter pacificador. La proposición de ley fue aprobada por 296 votos favorables, dos en contra, dieciocho abstenciones y un voto nulo.

EL PAÍS | 15/10/1977

Teletransportándose al pasado en su defensa del juez estrella, la nueva progresía se ha unido a la Alianza Popular de 1977 cuestionándose la procedencia de una ley, la de Amnistía, generada con el objeto de formalizar el deseo mayoritario de reconciliación ciudadana y colaborar de manera positiva en la resolución del conflicto terrorista. Ley que ahora venden como un supuesto perdón a Franco. Un compañero escribió Abolirla es ya imposible, a no ser que primero volvamos a entrar en una Guerra Civil. Entre todos, es posible que lo logren, reiventando la historia por enésima vez. En el camino de inconsciencia colectiva en que nos encontramos, podrían escucharse voces que cuestionen -por qué no- la procedencia de la Ley para la Reforma Política. Votarla otra vez, a ver qué pasa. O incluso votar, como propuso en admirable ejercicio pre-democrático Torcuato Fernández-Miranda, la procedencia de admitir a trámite una reforma política. Si sale no, volveríamos a las cavernas, el lugar que sin duda nos corresponde.

La memoria del llanto

9 Mar

Que a las matanzas de toros las llamaran Fiesta nacional ya me parecía un despropósito y un insulto a la inteligencia y a la sensibilidad. Que ahora además las quieran declarar Bien de Interés Cultural es, lisa y llanamente, una canallada de lo más rastrero y miserable.

Saludos y besos,

Lidia

FRANCISCO GONZÁLEZ LEDESMA | El futuro de la lidia

Volver al Far West

7 Mar
Amigos del rifle

Amigos del rifle | Charlton Heston

El tema de la libre portación de armas en EE.UU. parece volver al ruedo. Leo la siguiente noticia y me encuentro otra vez con el discurso extremista de quienes sostienen que el derecho a portar libremente armas siempre y en todo lugar está respaldado por la Constitución de ese pais, por lo que reclaman que se legalice la libre tenencia y portación a nivel nacional.

Las agrupaciones pro-armamentistas vuelven al ataque con sus argumentos retorcidos e irreales por los que reclaman una sociedad individualista en extremo (ver definición de Wikipedia).

Con este criterio se sostiene que cada ciudadano estadounidense podría ir cargando un arma en su costado, a la usanza del viejo Far West, alegando su legítimo derecho a defenderse. Aquí cabe recodar que hasta hace poco, una de las más representativas organizaciones favorables a la libre portación de armas  estuvo presidida por el recientemente desaparecido Charlton Heston, destacado protagonista de numerosos films del género de los westerns.

Los argumentos ultra liberales que se esgrimen en pro de la libre portación se sostienen en el innegable derecho que le cabe a cada quien de proteger su vida y sus bienes, pero no consideran que una sociedad basada en ese criterio terminaría resolviendo sus problemas en función de la ley del más fuerte (no cabe aquí la ironía de decir que en realidad hoy ya es así!) de quien porte mejor arma y tenga mejor puntería.

A modo de perlita traigo y destaco una frase citada en el artículo de referencia, que creo pone de manifiesto el criterio con el que se pretende encarar el debate.

Si se trata de libertad de opinión contra vidas (humanas), muy frecuentemente nos decidimos por la vida, aseguró el juez Stephen Breyer.

Complementando este post, dejo el link de un artículo que hace referencia a un punto de vista totalmente opuesto a estos criterios ultraconservadores.

Hay que morirse antes

6 Feb

El ministro Corbacho dijo que vivir mucho y trabajar menos no es posible. Lo intentó explicar con esa pesadumbre prepotente y estúpida de quien no sabe nada y da lecciones en clase a los niños descarriados.

La CEOE, reencarnada en José Luis Rodríguez Zapatero, presenta un plan de reforma consistente en crear empleo facilitando el despido.

Felipe González pudo medio gobernar hasta que la patronal quiso. Un buen día, José María Cuevas le plantó un basta ya. Nació la era del váyase y todos a la cárcel.

A una generación de españolitos, los que nacieron, vivieron y se jubilaron con empleos temporales, se les fue la vida autoconvenciéndose de poseer derechos sociales.

Si no trabajaran las mujeres habría más trabajo para los hombres. Si no trabajaran los inmigrantes habría trabajo para todos. Si no hubiera inmigrantes las colas del médico serían más ágiles…

Si hubiera vergüenza, agallas y pasión por vivir y dejar vivir, ningún ciudadano egoísta, déspota e insolidario podría alterar el rumbo de la Historia ante ningún Gobierno, ante ningún otro ciudadano.

El camino de los derechos sociales no tiene vuelta atrás. La autonomía moral individual nos da el poder para creer en ello. Y en lo que nos dé la gana.

votar Ciudadano IesuShare/Bookmark

Otros años, otras juventudes

16 Ene
John Lennon

Los sueños se construyen

No me gusta comparar realidades actuales con las de épocas pasadas, por lo general evito caer en esa trampa, pero a veces no puedo evadirlo y me dejo llevar por las comparaciones. Quizás aprovechándome de mi lugar de privilegio como madre de dos adolescentes maravillosas de las que no tengo queja me dejo llevar por los recuerdos y caigo en la tentación, al verlas, de comparar sus gustos, sus intereses, su manera de pensar, con los que yo creo haber tenido cuando contaba más o menos sus mismos años. De más está decir que eran épocas muy distintas, la sociedad de aquellos años contaba con otras prioridades, y era muy diferente el camino que las generaciones más jóvenes tenían por delante (y por detrás).

Para acotar un poco lo que quiero decir, podría tomar como ejemplo el tema político. Allá lejos, por los años 70-80, por lo menos por aquí en America Latina, el sentido del compromiso social y político estaba a flor de piel y era elemento casi prioritario de todo joven que pretendía pararse frente a la vida. Algunos más otros menos, pero éramos muchos los que, a pesar de nuestros pocos años, le hacíamos destacado lugar a la solidaridad, al interés por la realidad que nos tocaba vivir y algunos, hasta por la militancia política.

En general y con distintas modalidades cada joven sabía los entretelones políticos del momento, se embanderaba quizás con algún partido con el que se sentía identificado, buscaba estar actualizado con los vaivenes de la vida nacional e internacional, se informaba, leía, buscaba desarrollarse intelectualmente.

Luego vinieron procesos de dictadura, persecuciones y desmembramientos sociales  que dejaron huella imborrable en nuestros países de este sur dolido y postergado. Fueron muchos los jóvenes que cayeron peleando por sus ideales y muchos, también los que eligieron el enfrentamiento violento para arribar a ellos. No voy a ahondar en describir el caos que sobrevino, las muertes que se generaron, el retroceso que nuestras sociedades sufrieron en aquellos momentos de terror. No es ése mi interés en este momento. Solamente me preocupa destacar aquí las consecuencias del vaciamiento intelectual de aquel período de dictadura y sus consecuencias en la pérdida de valores solidarios posteriores.

Los años 90 fueron, sobre todo, años de especulación y banalización de nuestras sociedades. Las recetas neoliberales fueron aplicadas en nuestros países a rajatabla, de la mano de funcionarios corruptos que terminaron de quebrar el poco interés que quedaba en pie en cuanto a la participación política y social y la militancia comprometida.

Junto con la especulación económica se fue sosteniendo una concepción individualista de la sociedad, alentada desde el poder y los medios informativos que contribuyeron a bastardear los valores de participación social de los años anteriores.

Lo que había sido antes alentado, catalogado de progresista y bien visto desde la anterior óptica juvenil fue ignorado y vilipendiado por las nuevas generaciones formadas en la banalización  ideológica y mediática que el capitalismo salvaje montó para entretener a la masa de una sociedad que buscaba renacer después de décadas de terror y violencia.

Nació así una juventud que desoyó aquello del compromiso con la realidad de los años anteriores y se limitó a intentar usufructuar los avances tecnológicos, la comodidad de una vida fácil y privilegiada que se vendía a través de los medios. Soñar y construir una nueva sociedad no estaba ya entre las banderas de las rebeldías juveniles. En aquellos años la meta era disfrutar aunque más no sea de quince minutos de fama, salir de pobre con el menor esfuerzo, entrar al privilegiado círculo de los elegidos y publicitados, encajar dentro de los cánones de belleza, riqueza y poder alentados desde la fatuidad de los discursos mediáticos y sobrevivir… como se pueda y sin que importen nada los principios, pero ascender… lo importante era el hoy y el ahora. El ayer se buscaba borrar de la memoria colectiva y el mañana apenas era un número en el  calendario de las cuentas por pagar.

Luego de aquellas décadas infames y desgastantes sobrevienen estos años de crisis mundial, terrorismo y calentamiento global, aumento de la pérdida de valores sociales, más decepciones, nuevos conflictos. La inseguridad acecha por doquier y el individualismo y el descreimiento siguen ocupando su trono destacado.

Hoy la generación de mis hijas quizás tenga más conciencia ecológica que nunca antes en la historia, más fácil acceso a la información, mayor conocimiento tecnológico, mayor diversidad de intereses (o no), pero lo que indudablemente noto en falta (salvo honrosas excepciones) es la capacidad de creer que los sueños de cambio social son la base para la real construcción de un mundo mejor, un mundo donde la solidaridad y la participación orgánica y comprometida se aplique en todos los rubros.

Activismo y militancia no son palabras que abunden hoy en la boca de nuestros chicos. Son quizás ítems que están disponibles para un mínimo círculo de raritos que despliegan su rebeldía en medio de un mar informe de jóvenes que se dejan llevar por la corriente y no se animan a despegar.

¿Es así o quizás sea sólo mi manera nostalgiosa de ver la realidad lo que me hace ser, hoy, algo escéptica en relación con la mayoría de nuestros jóvenes y su postura frente a la vida?

Escucho (o leo) otras interpretaciones.

Gracias y saludos a todos!

votar Ciudadana MónicaShare/Bookmark

Acerca de la prostitución

11 Oct

El tema de la prostitución es complejo, difícil de analizar desde la perspectiva adecuada ya que una puede caer sin quererlo en los tópicos habituales, sean los moralistas o los extremadamente permisivos. Por un lado me gusta pensar que cada uno es libre de hacer lo que le plazca -aunque sólo hay libertad cuando existen varias opciones dentro de las cuales elegir, si tuviera una única opción, por ejemplo trabajar de prostituta para comer, entonces no estoy ejerciendo una libertad integral-, pero también pienso que el comercio sexual suele ser degradante para la mujer ya que la objetiviza, y bueno, éso le puede gustar a alguien como parte de un juego o una fantasía, pero que esté socialmente institucionalizado creo que ya no tiene ninguna gracia. Además la prostitución no es tan glamorosa como a veces se la pinta, no nos olvidemos de que muchas mujeres son forzadas a ejercerla, que hay mafias implicadas en el comercio sexual y que la mayoría de las trabajadoras sexuales suele ser explotadas por un regente que casi siempre es hombre.

Sin embargo, creo que el problema central de la prostitución no es individual, estigmatizar a las trabajadoras sexuales carece de sentido, pensar que por ejercer la prostitución una mujer es distinta a las demás -en cuanto a concepto- no tiene lógica. Tampoco creo que se pueda estigmatizar al consumidor, un tipo que le paga a una prostituta no es esencialmente un mal tipo. Lo criticable, para mí, es la actitud machista que implica la prostitución, no por nada se trata de un comercio cuyo “producto” mayoritario es el femenino. La justificación social que existe detrás de todo ésto es la de cierta idea colectiva donde “está bien” que el hombre posea de una manera u otra a la mujer, una idea de sociedad patriarcal cuyo concepto de mujer es el de objeto, una sociedad donde TODO puede convertirse en un bien negociable… Y dentro de esta concepción social de roles y funciones, creo que lo grave, es que estamos perdiendo de vista los conceptos de igualdad de derechos y de igualdad entre los sexos, no sé, al menos éso me parece hoy…

PD. Les comentaba a Neo y a Jesu lo difícil que me resulta encarar algunos temas en esta Agenda, debido a mi tendencia natural a cambiar de opinión a medida que recolecto datos o escucho otras opiniones, pero pensándolo bien ésa es la gracia de compartir ideas, no? Dudar y escuchar distintas campanas nos ayuda a hacer una construcción de la realidad más completa. Saludos a tod@s!!

votar Ciudadana Valeria

Subvenciones y vagancia

30 Sep

Pedro Cavadas:

“Las subvenciones y los subsidios generan vagos”

Es el autor del primer trasplante de cara que se ha realizado en España. El primer trasplante doble de antebrazos del mundo. El hombre de las misiones imposibles, el que atiende a pacientes con nada que perder y mucho que ganar. En una entrevista con EL PAÍS, Cavadas se sincera y habla sin pelos en la lengua de los trasplantes, los cirujanos, la vanidad, la sanidad, y de lo bien que se encuentra el paciente trasplantado. Cavadas da la cara. En estado puro.

¿Qué opináis?

votar Ciudadano Iesu

País de traca

26 Ago
Tomatina | Buñol | Valencia | Spain | Globo Terráqueo | Universo

Tomatina | Buñol | Valencia | Spain | Globo Terráqueo | Universo

No, no es mi título sino el del reportaje que ofrecen de nuevo esta noche los chic@s de Comando Actualidad en La 1 de TVE. Incluso han creado escuela, llevan tres meses entre todos paseando la imagen de España que ellos ven, la España de chiringuito, de la pandereta de antes, la de gente inculta, maleducada, cutre, friki, simple. Meten el dedito en llagas con el buen propósito de enmendarnos y hacer de nosotros mujeres y hombres de provecho. Pólvora, tomates, toros, playas, cerveza, coches, todo en un mismo kit, un caos horrible.

Yo veo otra España, la que forman ciudadanos que trabajan y disfrutan. La que sobrevive con el esfuerzo de sus compatriotas: dos de cada tres españoles son mileuristas y hasta tienen casa, es más, la pagan. Se necesitan cojones para montarse quince días de vacaciones -con la que está cayendo-, caminar a la orilla del mar y estar contento; meditar en lo alto de una montaña o abanicarse sobre el asfalto y creer que todo va bien.

Creer que todo va bien y querer que ocurra, podría valer éso para levantar una supuesta crisis; no es nuestro caso, estamos en crisis desde que somos país, un país de traca donde los cerebros no piensan, explotan.

votar Ciudadano Iesu

Polémica sobre el uso del velo islámico

20 Jul
burka

¿Quien es quién? ¿Hasta dónde llega el derecho de ocultarse?

Luego de leer el siguiente artículo me quedé pensando en cómo se puede complejizar e interpretar de manera tan disímil un mismo asunto.

Si bien es un tema que veo de lejos, ya que por estas latitudes no son muchas las mujeres que andan con vestimenta islámica, reconozco que tengo una postura muy definida: asocio el uso del velo y el burka al estado de sometimiento de la mujer dentro del extremismo del mundo musulmán.

Son varias ya las veces que me he explayado en cuanto al menosprecio que sufre el género femenino considerado como un cuasi objeto en una cultura injusta de machistas recalcitrantes. Sea en oriente como en occidente, los ejemplos del sometimiento femenino me indignan y los rechazo de plano. Por otro lado, me considero una persona que defiende el derecho de todos en cuanto a sus expresiones culturales y de la propia identidad.

Al saber de la polémica que surge en Francia a raíz del proyecto del gobierno de prohibir el uso del velo islámico, se me ocurre pensar que debe haber un justo medio entre quienes reivindican su derecho a manifestar su identidad cultural como lo asuman conveniente, frente a las consideraciones de seguridad que, por el otro lado, los que no forman parte de esa cultura, estiman imprescindible.

Si un inmigrante decide residir en determinado país, se presupone que acepta las leyes, restricciones y costumbres del mismo. Por el otro lado, un Estado debe respetar ciertos límites que alcanzan la libertad de los individuos de practicar su culto e identidad cultural, siempre y cuando no contradiga el derecho de los demás ni quebrante las leyes vigentes.

Es en ese marco que entiendo que la postura de las jóvenes musulmanas residentes en el mundo occidental que (aunque a mi manera de ver suene paradójico) defienden el uso del velo como su derecho de identidad, interpreto, resulta ser contrario y hasta agresivo a las costumbres de la cultura que las acoge.

El hecho de pretender andar con la cara totalmente cubierta negándose incluso a quitarlo para identificarse, pienso que supera su propio derecho y atenta contra la seguridad de los demás, no porque su vestimenta las asocie con grupos terroristas, sino porque el hecho de ver el rostro de nuestro interlocutor forma parte de nuestra correcta comunicación, además, asegura la identificación del sujeto, sea cual fuere el ámbito en que éste se encuentre.

Me vienen a la cabeza infinidad de situaciones en las que es imprescindible identificar a la persona con la que tratamos y convengamos que ir cubiertos de pies a cabeza no facilita las cosas.

Sé que el tema es polémico y por supuesto da para mucho debate, solamente quise, con este post, dejar abierta la posibilidad de seguir conversando.

votar Ciudadana Mónica

Escuelas separadas

12 Jul
EL PAÍS | 13.02.2008 | Niños y niñas separados contra el fracaso escolar | Imagen farm1.static.flickr

La educación distinta por sexos reaparece ante supuestas diferencias cognitivas entre los dos

Colegios para niños y para niñas. Separados por clases o según las materias. En todo el recorrido educativo o sólo en algunos tramos. La educación diferenciada, o single-sex education, se abre paso como una alternativa al modelo estándar de coeducación, o educación mixta.

En Berlín, la iniciativa está implantada en centros públicos. En Washington DC, 20 escuelas ‘fallidas’ por fracaso y violencia escolares se plantean reabrir sus puertas a un solo sexo. Suecia, Canadá, Australia y numerosos países latinoamericanos conocen la experiencia en la escuela pública. En España, mientras, 150 colegios ofrecen enseñanza por sexos, pero sólo en centros privados o concertados. La mayoría de ellos están adscritos a congregaciones o movimientos religiosos, algo que no sucede en el extranjero.

¿Vuelta a la escuela del catón, el florido pensil y el crucifijo? ¿O intento de superar, de otra forma, los males intrínsecos del sistema, ese fracaso escolar que recuerda año tras año el Informe PISA? Los defensores del modelo colocan en primer plano el argumento de las diferencias cognitivas entre hombres y mujeres, que se manifiestan en el proceso de aprendizaje y se sustancian a la postre en porcentajes de fracaso escolar que varían por materias y por sexos. Sus detractores lamentan la exclusión y atisban un retroceso incompatible con la creciente diversidad de la sociedad. Si hay escuelas para niños y para niñas, ¿por qué no para inmigrantes, o para hijos de familias monoparentales, o para sordos?, plantean estos últimos.

(…/…)

Niños programados

Una nueva generación de niños se nos viene encima. Son los niños perfectos, hijos de padres perfectos. Nacer es ya para ellos un doble exámen, el de asomar la cabecita y el enfrentarse a los primeros tests médicos. Con el biberón o la leche materna sus papis les trasladan la programación de su vida, el nivel que desean y que se les va a exigir, los centros que les permitirán alcanzar los objetivos, el entorno, los amigos, las ideas.

Con la excusa del fracaso escolar se abre camino la llamada Educación Diferenciada por sexos, ED. No he querido utilizar ese nombre técnico para este post porque me da alergia y éso que yo no creo en las alergias. No se busca la integración sino la individualidad y el éxito.

Preguntadles a esos niños dentro de unos años si son felices. Sí, es posible que sí lo sean. ¿Se puede ser feliz sin ser justo, ni solidario, sin mezclarte hasta la médula con los problemas de quienes tienes a tu lado?

No es ésa la mejor de las felicidades. Qué opináis.

votar Ciudadano Iesu

Adopción de niños por parejas homosexuales

7 Jul

Diversidad familiarHace poco escuché -otra vez- acerca del debate mediático/farandulero entre el modisto argentino Roberto Piazza y la modelo y conductora Valeria Mazza. El motivo de este conflicto es que Mazza largó en forma irresponsable la afirmación de que la adopción de niños por parte de parejas homosexuales es antinatura y una aberración… En fin, que me daría lo mismo lo que opine Valeria Mazza si no fuera porque ese tipo de declaraciones públicas refuerzan o generan corrientes de opinión, creo que oponerse a la adopción de niños basándose en la identidad sexual de los padres, no sólo no tiene fundamento sino que atenta contra el bienestar de muchos nenes que carecen de una familia y que tienen que pasar su infancia en orfanatos, con las carencias afectivas consecuentes -sin entrar en detalles más escalofriantes-. ¿Y por qué no hay un fundamento para negar la adopción de niños por parte de parejas homosexuales?: Porque no tiene nada que ver una cosa con la otra, la tendencia sexual es un dato más de la persona, como la edad o la nacionalidad, por supuesto que nos caracteriza!!, pero no es un indicador de lo buena o mala persona que cada uno pueda ser, ni es indicador de la capacidad para criar a un niño, y mucho menos refleja el amor que estamos dispuestos a invertir en la educación de una criatura. El problema en este debate es que se confunden prejuicios y preconceptos negativos, con la realidad racionalmente comprobada. Y no existe evidencia racional que señale que una persona homosexual sea peor, en términos de calidad humana, que un heterosexual. Ojalá de a poco nuestra sociedad se encamine a la aceptación de la diversidad, incluyendo la diversidad familiar, y que aprendamos a respetar lo que es diferente a nosotros sin que éso nos tenga que provocar miedo o rechazo… Saludos a tod@s!!

votar Ciudadana Valeria

La Iglesia, África, el condón y el SIDA

16 May
África sufriente | SIDA

África sufriente | SIDA

Les dejo tres enlaces, el primero, un artículo del diario Clarín, en el que se hace referencia a las recientes declaraciones del Papa al llegar a África.

 

El segundo, una monografía del Arzobispo de Granada inspirado en dichas declaraciones (imperdible!)

 

El tercero, un excelente artículo en el que se reflexiona sobre las contradicciones de las directivas y declaraciones de la iglesia católica y la realidad concreta que se debe enfrentar en África.

 

Los invito a leerlos y a expresar su parecer.

Gracias.

  

Ciudadana Mónica

Pena de muerte

14 May

Si bien no es un tema que esté instalado actualmente (por lo menos por estas latitudes) en la opinión publica, creo que es algo que sí lo está en muchos de los rincones de nuestro sufrido planeta, y por lo tanto deberíamos asumir su abolición total como un objetivo global hacia el que debemos avanzar.

Les dejo un texto, escrito hace ya bastante tiempo, por una muy sensible y comprometida escritora argentina. Creo que es casi un himno contra la instauración de la pena de muerte, hecho éste al que la humanidad ha recurrido (y suele hacerlo aún) como medida extrema para castigar a todo el que piense o actúe diferente.

La Pena de Muerte, por María Elena Walsh
(Aparecido originalmente en el diario Clarín, 12 de setiembre de 1991) 

Fui lapidada por adúltera. Mi esposo, que tenía manceba en casa y fuera de ella, arrojó la primera piedra, autorizado por los doctores de la ley y a la vista de mis hijos. 

Me arrojaron a los leones por profesar una religión diferente a la del Estado. 

Fui condenada a la hoguera, culpable de tener tratos con el demonio encarnado en mi pobre cuzco negro, y por ser portadora de un lunar en la espalda, estigma demoníaco. 

Fui descuartizado por rebelarme contra la autoridad colonial.

Fui condenado a la horca por encabezar una rebelión de siervos hambrientos. Mi señor era el brazo de la Justicia. 

Fui quemado vivo por sostener teorías heréticas, merced a un contubernio católico-protestante.

Fui enviada a la guillotina porque mis Camaradas revolucionarios consideraron aberrante que propusiera incluir los Derechos de la Mujer entre los Derechos del Hombre. 

Me fusilaron en medio de la pampa, a causa de una interna de unitarios. 

Me fusilaron encinta, junto con mi amante sacerdote, a causa de una interna de federales. 

Me suicidaron por escribir poesía burguesa y decadente.

Fui enviado a la silla eléctrica a los veinte años de mi edad, sin tiempo de arrepentirme o convertirme en un hombre de bien, como suele decirse de los embriones en el claustro materno. 

Me arrearon a la cámara de gas por pertenecer a un pueblo distinto al de los verdugos. 

Me condenaron de facto por imprimir libelos subversivos, arrojándome semivivo a una fosa común. 

A lo largo de la historia, hombres doctos o brutales supieron con certeza qué delito merecía la pena capital. Siempre supieron que yo, no otro, era el culpable. Jamás dudaron de que el castigo era ejemplar. Cada vez que se alude a este escarmiento la Humanidad retrocede en cuatro patas.

 

Ciudadana Mónica

El protocolo que nadie recordaba

11 Abr

 

El mundo en Otoño

El mundo en Otoño

“La necesidad de tomar decisiones urgentes es más clara ahora debido a los alarmantes descubrimientos de los últimos tres años. Hace falta un plan mundial que realmente resuelva la crisis climática y ‘Our choice’ responde a esa petición.”

AL GORE (el hombre que casi fue presidente de los EEUU, sobre la “secuela” de “An inconvenient truth“)

Los casquetes polares se están fundiendo de verdad… pero la población mundial es feliz con sus lavadoras, y sus coches y sus mp3. Bueno, supongo que yo también… pero la cosa es que deberíamos escoger entre ser felices y sobrevivir.

No es que el mundo se vaya a pique, pero sí que hace aguas. A lo largo de los últimos años, el protocolo de Kioto ha sido violado recurrentemente y sin pudor por casi todos los países de nuestro hemisferio, aunque algunos de ellos han conseguido cumplir con ello. España NO es de esos países, y NO lo va a ser. Era de esperar, claro. Somos así.

Bueno, ya que hemos oído muchas veces a lo largo de nuestras vidas lo del “protocolo de Kioto”, pero realmente nunca nos han dicho o nos hemos llegado a enterar de muchas cosas que se incluían en el mismo, así que me he ido a la fuente reconocida de todo el saber de la Humanidad (o, lo  que es lo mismo, Wikipedia) y me he informado. Aparte de confirmar lo que sabía, he aprendido algunas cosas nuevas, que son sinceramente interesantes…

Este es un problema que todos tenemos que resolver. Pues sí. El protocolo establece la idea de la cooperación global como base fundamental (y única, por cierto) de toda la historia. Por supuesto, no basta con que uno o dos países se empeñen en reducir a la mitad sus emisiones de gases, sino que hay que conseguir que los mayores emisores reduzcan sus emisiones en mayor medida. En mi opinión, faltaba un punto que dijera algo como “y las economías emergentes no recurrirán preferentemente a tecnologías baratas y tremendamente contaminantes para potenciar su desarrollo. Eso es malo”.

Por desgracia, no lo incluía. De todos modos, casi nadie ha hecho su parte, así que supongo que da igual.

Amén de Estados Unidos. No sólo no lo han ratificado, sino que ya han dicho que no lo van a cumplir. ¿Por qué? Porque China e India (economías emergentes) aumentan anualmente sus emisiones de gases de efecto invernadero. Reducir las emisiones de las empresas estadounidenses sería salvajemente antieconómico. No es que diga que deberían haberlo hecho en su momento (bueno, sí, en realidad es exactamente lo que estoy diciendo, pero Clinton se hizo el sueco con Kyoto, y Bush… bueno, ya sabemos cómo era Bush, ¿verdad?), pero creo que deberían planteárselo con calma. Algunos estados ya lo han empezado a aplicar por su cuenta.

El sistema “carbofinanciero” europeo. Aunque otros bloques de naciones están empezando a aplicarlo, Europa es realtivamente pionera en este sistema, que, a grandes rasgos permite asegurar el intercambio de Créditos de Carbono. Cada país tiene que reducir sus emisiones, es cierto, pero quienes tienen una gran parte de la responsabilidad de dichas emisiones son las industrias, que son empresas privadas. Para aquellas empresas que no puedan (o no estén dispuestas) a cumplir las exigencias que el Gobierno nacional establezca con respecto al protocolo, los créditos de carbono que “poseen” países e industrias con un nivel de emisiones de gases invernadero por debajo de lo que se les exigía sirven como un “vale por X toneladas de emisiones de carbono”. Hay toda una sub-economía y mucha especulación detrás de este sistema, pues evita a las empresas el inconveniente problema de la “reconversión contra el cambio climático”. Me temo que este es un sistema necesario, aunque no haga más que prolongar el problema, pero bueno…

De momento, las cuotas del sistema europeo de intercambio de emisiones se aplican en seis industrias “clave” de la economía mundial: acero, papel, cristal, ladrillo, cemento y energía. Con la crisis y todo, no sé si se mantendrá. La gente tiende a ponerse menos moralista cuando les aprietan el cinturón, pero yo creo que esta situación económica desfavorable (nótese el eufemismo) debería servirnos para cambiar el mundo de verdad, incluyendo la posición de los ricos y los poderosos acerca del medio ambiente, pero también la de sociedades enteras. Al fin y al cabo, ¿no es cierto que los niños crecen centímetros cuando pasan días enteros encamados, con fiebre?

Y esta Europa nuestra. Como hay mucho de que hablar, quiero cortar un poco el tema de hoy en este punto: ¿cómo ha ido en la UE el desarrollo del tratado de Kyoto? Exceptuando a Grecia (que no desarrolló las instituciones correspondientes para controlar sus emisiones), he aquí algunos de los miembros de la unión.

– Alemania. Prometió reducir sus niveles de emisión un 21 por ciento de los que tenía en 1990; a fecha de hoy, los ha reducido un 22,4 por ciento.

– Inglaterra. Prometió reducir sus niveles de emisión un 60 por ciento para 2050, y un 30 de forma “inmediata”; hoy en día, los ha reducido, pero durante el último gobierno laborista se han reactivado las emisiones, aunque no parece imposible que pueda recuperar lo perdido, ya que han reducido a la mitad el incremento de emisiones producido entre 1990 y 2004.

– Francia. La niña bonita de la Unión Europea no tiene apenas centrales térmicas, sino que el 80 por ciento de su producción de energía es de origen nuclear. Ergo, apenas tiene emisiones de CO2 y compuestos sulfurados. ¿Qué hacen con los residuos radiactivos? Ah, amigo…

– ESPAÑA. Tendríamos que haber controlado nuestro “incremento de contaminación” para que fuese de un 15% como máximo en 2012, y el objetivo de Kyoto para 2008-2012 era de reducir un 8% las emisiones de la Unión Europea. En la actualidad, y con respecto a las cifras de referencia de 1990, hemos aumentado nuestras emisiones en un 54%. ¿No está mal, eh? Supongo que, si nos ponemos, podríamos contaminar más. No sé cómo. Pero seguro que hay alguna manera.

Ciudadano Alanthos

El cielo esclavo

El cielo esclavo

Las siete vidas del capitalismo

8 Dic
A modo de introducción a lo que pretendo sea un jugoso debate, les dejo unas definiciones que hace poco realizó Eduardo Galeano, escritor y analista uruguayo con el que me siento muy identificada.

Una visión actual sobre el capitalismo

Eduardo Galeano, uno de los escritores uruguayos más reconocidos internacionalmente, aseguró que el capitalismo vivirá más de siete vidas y superará las catástrofes que desata, en gran medida por el desprestigio de los sistemas alternativos, como el socialismo y la socialdemocracia.

Galeano, autor de obras como Las venas abiertas de América latina y Las palabras andantes, hizo esas reflexiones en una entrevista publicada ayer por el diario La República de Montevideo.

Con frecuencia recibo convites para asistir al entierro del capitalismo. Bien sabemos que vivirá más de siete vidas este sistema que privatiza sus ganancias pero tiene la amabilidad de socializar sus pérdidas, y por si fuera poco nos convence de que eso es filantropía, sostuvo.

Según el célebre escritor uruguayo, el capitalismo se nutre del desprestigio de sus alternativas.

Palabras sin contenido

La palabra socialismo, por ejemplo, ha sido vaciada de significado, por la burocracia que la usó en nombre del pueblo y por la socialdemocracia que, en su nombre, modernizó el look del capitalismo, dijo Galeano. Este sistema se las está arreglando bastante bien para sobrevivir a las catástrofes que desata. No sabemos, en cambio, cuántas vidas podrá vivir su víctima principal, el planeta, exprimido hasta la última gota, dijo.

Sobre China, opinó que aplica una dictadura política, al viejo estilo comunista, con una economía al servicio del mercado capitalista. China puede proporcionar baratísima mano de obra a empresas como Wal Mart, que prohíbe los sindicatos, afirmó.

Fuente: La Capital

Ciudadana Mónica

Ley de amnistía de 1977 | Amnistía y Memoria

18 Nov

El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón renunció el martes a seguir investigando las desapariciones ocurridas durante la Guerra Civil y el franquismo, pasando la investigación a los juzgados territoriales

En su auto, al que tuvo acceso Reuters, Garzón declara extinguida la responsabilidad penal del general Francisco Franco y otros 44 cargos del régimen tras comprobar que todos han muerto

No obstante, el juez defiende que los delitos siguen vigentes y a sus autores no se les puede aplicar la Ley de Amnistía, que de paso recomienda que se derogue

Yahoo Noticias | Reuters 18/11/2008

    

Garzón se inhibe en la causa que investiga el franquismo en favor de los juzgados territoriales

El magistrado declara extinguida la responsabilidad penal de Franco y otros 44 altos mandos y trata de evitar que se le declare incompetente en la causa

EL PAÍS 18/11/2008

    

Los jueces temen fallos contradictorios en la causa sobre las fosas comunes

El Mundo | 18.11.2008

    

Garzón deja la causa de los desaparecidos en el franquismo a los juzgados territoriales

El Mundo | 18.11.2008

    

La ONU respalda la decisión de Garzón de buscar a los desaparecidos y pide la eliminación de la Ley de Amnistía

Público 18/11/2008

    

ONU pide que suprima la detención incomunicada y derogue la Ley de Amnistía

El Comité de Derechos Humanos de la ONU cree que España no ofrece todas las garantías procesales a algunos detenidos por terrorismo e insta a que considere la derogación de la Ley de Amnistía de 1977

También pide que se prevea la creación de una comisión independiente encargada restablecer la verdad histórica sobre las violaciones de los derechos humanos durante la Guerra Civil

Terra Actualidad – EFE 31/10/2008

    

RECOMIENDA UNA COMISIÓN DE EXHUMACIONES

La ONU apoya a Garzón y pide la derogación de la Ley de Amnistía

El Comité para los Derechos Humanos ha recomendado al Gobierno derogar la Ley de Amnistía de 1977, instando a crear una comisión que permita exhumar e identificar desaparecidos. La ONU ya pidió a Zapatero la anulación de una de las prácticas más útiles de la lucha contra ETA , la incomunicación de los presos

Libertad Digital 31/10/2008

    

 

Todos apoyaron la Amnistía

EL PAÍS 15/10/1977

         

Texto de la Ley

Ley 46/1977, de 15 de octubre, de amnistía

    

¿Qué está ocurriendo?

¿Vamos a reinventar la transición?

¿Cómo conciliar amnistía y memoria?

    

Ciudadano Iesu