Julio Anguita en 59 Segundos

20 Oct
Anuncios

6 comentarios to “Julio Anguita en 59 Segundos”

  1. Neogeminis 20 octubre, 2010 a 2:18 pm #

    Me saco el sombrero ante este señor que ha dicho con altura y sustento los argumentos que vengo sosteniendo desde hace tanto.

    No se puede avanzar y crecer si no es en base a la PRODUCCIÓN, y para ello hay que dignificar al trabajador, no considerarlo un simple eslabón dentro de la cadena productiva.

    La crisis debe asumirse en conjunto, en forma PROPORCIONAL a los beneficios obtenidos por cada sector. Las grandes empresas y los famosos “mercados” no pueden hacerse los distraídos pretendiendo que los rescaten sin que mellen sus ganancias.

    No puede haber CONCILIACIÓN sin ESCLARECIMIENTO y JUSTICIA. Si se quieren cerrar las heridas primero hay que saber en detalle QUIÉNES Y CÓMO las abrieron y QUIÉNES y CÓMO las padecieron.

    Muy esclarecedora esta exposición.
    Gracias Jesús por traerla.
    Saludos!

  2. RoB 20 octubre, 2010 a 10:30 pm #

    Me pongo de pie y aplaudo tanta claridad conceptual… Clap!clap!clap!…
    Resulta inverosímil que aún los gobiernos sigan aceptando las mágicas recetas del FMI y del Banco Mundial sin rechistar… ¿Es que los políticos son todos imbéciles e ignorantes?
    ¿Ya nadie recuerda que esas mágicas recetas llevaron a la Argentina (y a casi toda Améríca Latina) a una crisis terminal a comienzos de este siglo?
    Resulta increible que para combatir una crisis económica se recurra al ajuste, a la recesión y a degradar la calidad de los empleos. Eso es lo mismo que tener una plantación que nos da ganancias menores a las que aspiramos y que, para reducir costos, suspendamos el riego y los fertilizantes!
    Pero la culpa no es de los gobiernos sino de los pueblos. Aquí en Argentina hay muchos que se olvidan en qué condiciones estábamos hace casi diez años, y en que condiciones estamos actualmente… Falta muchísimo por hacer, obviamente, pero algo hemos avanzado.
    Un abrazo!

    RoB

  3. Jesús V. Ferrer 21 octubre, 2010 a 5:58 pm #

    Mi madre fue una fan de Julio Anguita, le transmitía confianza. La confianza, la credibilidad, el respeto moral, son virtudes que se alcanzan y se comparten más que con las ideas, con el compromiso personal, con el ejemplo vital.

    Quienes escuchan a Anguita (en este vídeo no les oímos) le miran como a un iluminado, le dan su tiempo para después proseguir con sus pequeñas e inservibles batallas que a ninguna parte van.

    Anguita fue un teórico de la política. En política hay que mojarse, y también saber que luchar por una utopía significa ceder y avanzar a pasitos milimétricos. No aceptó nunca el acercamiento que el socialismo de González intentó y a la postre Izquierda Unida pareció formar frente común con la derecha frente a un socialismo que, como siempre, acaba rendido ante el poder económico.

    Un día vendrá, en que quienes de verdad tengan la convicción de gobernar cambiando el mundo, lo cambien.

  4. Neogeminis 21 octubre, 2010 a 7:45 pm #

    Ojalá así sea Jesús, ojalá así sea…

Trackbacks/Pingbacks

  1. Bitacoras.com - 20 octubre, 2010

    Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: No hay resumen disponible para esta anotación…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: