Eluana

10 Feb
Eluana Englaro

Eluana Englaro

Eluana Englaro, una mujer de 38 años que estaba en estado vegetativo y era centro de un debate disputa por el derecho a la eutanasia, murió el lunes…

Un minuto de silencio siguió al anuncio de su muerte en el Senado, donde se debatía una ley que podría haber obligado a la clínica en el norte de Italia donde estaba internada a reanudar su alimentación a través de un tubo, después de haberla interrumpido a petición de la familia…

Berlusconi emitió el viernes un decreto de emergencia que ordenaba a los médicos volver a alimentar a Englaro, pero fue rechazado por el presidente Giorgio Napolitano, que alegó que era inconstitucional porque invadía el terreno de los principales jueces del país…

Los médicos de la clínica de Udine, en el noroeste del país, dejaron de alimentar a Englaro el viernes, cumpliendo con una sentencia del Tribunal Supremo…

Berlusconi, con el apoyo del Vaticano, intentó bloquear la aplicación de la sentencia, argumentando que no alimentar a un paciente conlleva una eutanasia, algo que es ilegal en Italia…

El escándalo generó una crisis institucional entre Berlusconi y el jefe del Estado y alentó un debate sobre si, al colocarse abiertamente al lado del primer ministro, el Vaticano estaba interfiriendo de forma excesiva…

“Sólo quiero estar solo”, respondió el hombre…

 Según los medios de comunicación italianos, que lo llamaban por teléfono, Giuseppe Englaro respondía con la misma frase y le oyeron llorar por primera vez en los once años de batalla legal por la eutanasia de su hija…

Según “Il Corriere”, Eluana pesaba 40 kilogramos, los brazos y las piernas las tenía encogidas, podía yacer sólo de lado porque con el vientre hacia arriba podía ahogarse por los líquidos que le fluían de un estómago atrofiado…

Permanecía apoyada sobre el lado derecho del cuerpo lo que le causaba llagas y laceraciones en la piel, que tenía hasta en la cara, agrega…

Se le habían afilado las facciones del rostro y los párpados permanecían perennemente medio cerrados…

Giuseppe Englaro aseguró que “si mucha gente viera una fotografía de Eluana en la actualidad se callarían, pero no lo haré jamás”…

Su padre añade además que “había hecho una promesa a Eluana y la he mantenido”…

Ya en nuestro debate iniciado en fecha 29.01.2008 dejé anotadas mis opiniones -entre las vuestras- al respecto, fruto también de vivencias personales.

Defiendo el derecho a decidir sobre la propia vida, no sólo en situaciones extremas.

Creo que un país moderno y progresista debe regular el derecho a la eutanasia activa, con todas las cautelas legales que sean necesarias, garantizando el derecho al cumplimiento del deseo individual sin menoscabar en lo más mínimo la asistencia sanitaria pertinente ni crear ninguna duda respecto a ella.

Desear terminar tranquilamete, en paz, en una enfermedad terminal o incapacitante, es comprensible.

Desear lo contrario, luchar hasta el último instante, mantener un espíritu abierto y positivo frente a la adversidad, es otra opción.

Ambas posiciones deben ser respetadas y reguladas legalmente. Lo que quiero añadir hoy es algo más. Es un sentimiento de profunda tristeza y desconsuelo el que me embarga al haber conocido la lucha cruel de unos hombres, políticos, líderes religiosos, llevando a un extremo absolutista sus ideologías, contra la propia decisión personal, la realidad cruda de los hechos y hasta las sentencias judiciales firmes.

Más que defender las ideas de cada cual ha parecido sólo importar quién ganaba. Una pugna absurda, inútil, alejada de todo argumento. No hay argumentos cuando un ser humano dejó de serlo hace tantos años.

Hasta siempre, Eluana!

(se cumplió tu deseo, tarde y mal)

Ciudadano Iesu

Anuncios

14 comentarios to “Eluana”

  1. Antòn 10 febrero, 2009 a 8:28 pm #

    La eutanasia tiene una razòn, pues para que seguir alimentando un cuerpo solo es el cuerpo no es vida no hay razòn para dar alimento sino hay razon de vivir asi.

    • marco antonio zepeda ayala 4 febrero, 2011 a 5:33 pm #

      asi es efectivamente cuando un cuerpo ni tiene ya la razon de existir no tiene ningun caso mantenerlo con vida ya que dios nos dio el libre albredio de poder decidir hasta donde podemos vivir con la alegria de la vida y si esta ya no existe para que queremos un cuerpo muerto en vida lo mejor es terminar con dignidad que es un derecho del ser humano y asi poder reunirnos con el creador

  2. Aire 10 febrero, 2009 a 8:40 pm #

    Hola Neo..

    Al igual que a ti, parecía una lucha de titanes, sin interés ninguno en esa mujer y en su familia, no hay peor modo de insultar a sus padres que hacer de esta situación, una situación política, dejando a un lado la decisión de sus padres.
    No me puedo imaginar lo que habrá sido para sus padres la muerte en vida de su hija, nueve años sin poder descansar, de dolor, sin poder dejar paso al natural duelo.
    Cuando ha muerto alguien querido o conocido al menos, me he dado cuenta, el alma no descansa hasta que el cuerpo sin vida, reposa en la tierra o es incinerado, no podemos decir adiós antes.
    Eluana descansa en paz, y sus padres, aunque doloridos, también lo harán, poco a poco, al menos así lo espero.
    Un beso
    Aire

  3. Queen of Diamonds 10 febrero, 2009 a 9:54 pm #

    Lo peor es que ya han aprobado la ley para que nadie más pueda acabar con dignidad, ¿cúantas muertes horribles más tendremos que soportar? ¿Cúantas familias tendrán que matar a sus seres queridos ilegalmente? Mientras en EEUU matan a los criminales con inyecciones, tenemos que soportar que la falsa moral les niegue una muerte digna a personas que lo necesitan.

  4. Saiph 11 febrero, 2009 a 11:47 am #

    En fin… hay tanta tontería con esto del poder político. Ahora lo que importa es vencer y ser vencido. La comunicación ha convertido lo que de verdad importa en símbolos nada más. Y luchar por ellos es lo que ahora se llama política. Luchar por los símbolos que otorgan o no la victoria a los contendientes.

    • Jesu 11 febrero, 2009 a 1:29 pm #

      En cualquier debate o reflexión entre personas, me interesa mucho lo que yo llamo el punto de encuentro. Alcanzar ese punto no es ponerse de acuerdo ni cambiar de opinión (que puede darse, en su caso) sino comprender el argumento contrario y -sobre todo- respetarlo.

      Algunos medios informativos presentan hoy titulares del estilo… la han matado.

      Nadie puede ni debe decir éso. Si no saben llegar al mínimo común posible de la comprensión y el respeto, que se callen. Que dejen llorar a quien está llorando. Y que revisen su ética, su moral, esa moral que les mueve a llamar asesinos a quienes no piensan como ellos y que ha sembrado de horror la historia de la humanidad.

  5. Penélope 11 febrero, 2009 a 5:51 pm #

    Es un derecho morir con dignidad, o debería serlo.
    Y nadie, ni políticos, ni religiosos, tienen nada que decir al respecto. Sólo la voluntad de quien quiere acabar con su sufrimiento tiene voto en esta cuestión, y lo que se debería hacer es ayudar con los medios de que se dispone, para que esa muerte digna se lleve a cabo.

    En mi caso, el de mi abuelo, ni mi abuela ni mi familia quiso que conectaran al abuelo a las máquinas. Para qué? Para alargar la agonía? Pues a la pobre chica esta le han alargado la agonía, al igual que a sus padres y familiares. No hay derecho a eso.

    Un besito

    P

  6. mmadrigal 11 febrero, 2009 a 9:30 pm #

    Vaya, Veo algunos Spaceros/as reconvertidos. Saludos ;D

  7. Alanthos 12 febrero, 2009 a 11:37 pm #

    En mi opinión, esto es lo que ha dicho Saiph: una cuestión de debate político en el que unos y otros toman estandartes diferentes en medio de un campo de batalla inocente: la historia, la familia y la persona de Eluana, sin que nadie le haya pedido opiniones a la gran interesada. ¿Comunicación? Sí. Comunicación perversa y pervertida. Y malintencionada.

    En mi opinión, quitar una vida y dejar de mantenerla no es lo mismo. Llega un momento en el que la vida no es más que un conjunto de funciones biológicas mal mantenidas. ¿Es, acaso, un ser humano, aquello que se mantiene de manera indefinida, vivo? ¿Así, porque sí?

    La postura que refieren los políticos “conservadores”, Berlusconi a la cabeza (ya ves qué “conservador”, Il Cabaglieri”), es la del encarnizamiento terapéutico: no te vas a morir si tenemos algo que decir al respecto. Muy bien. Me gustaría saber qué harían ellos si tuvieran una hija en esas condiciones durante, digamos, quince años. ¿Serían capaces de ver cómo su cuerpo se marchita, cómo sus ojos siguen cerrados, cómo los mejores años de su vida se malogran en una cama de hospital? Nadie lo aguanta indefinidamente.

    A Eluana, en mi opinión, no la han matado. Han dejado que se vaya del todo. No es lo mismo.

  8. Jesu 13 febrero, 2009 a 12:11 pm #

    Esperaba con interés tu opinión, Javier (y la de todos!) por estar relacionado con el tema, profesionalmente hablando.

    Estamos bastante de acuerdo. Sólo una precisión. No pudieron pedirle opinión a Eluana, pero ella la dejó expresada claramente a su padre un tiempo antes al ocurrir un hecho similar a un amigo, según explican los medios.

    Me gustaría comentar también la noticia que leí ayer, el funeral y sepultura de la chica, frente al intento de su padre de celebrar una ceremonia no religiosa e incineración. No dejé el enlace de Yahoo Noticias porque no quedaba claro y contrastado su contenido, a mi juicio. Pero me gustaría pensar que, incluso en éso, no hubiera habido presiones o inconvenientes sociales, políticos o religiosos (en ese país tan peculiar, casí más que el nuestro, que ya es decir).

    Saludos, espero que vayan bien los exámenes!

  9. Anny 13 febrero, 2009 a 4:06 pm #

    Hola Moniqué, creo que, no siendo muchos quienes te llaman asím sabras quien te saluda, hoy aquí. Un padre, un hijo, casi en la mayoría de los casos, queremos preservar a nuestro ser amado, si hay esperanzas luchamos, pero cuando vemos aquel sufrimiento tambien pedimos a Dios que se la lleve, en muchos casos es el propio paciente quien quiere ya dejar el sufrimiento, debemos respetar lo que cada quien deseamos en circunstancias como ésta.

    Que descanse en paz esta chica y que sus padres vivan sin sentimiento de culpabilidad alguna, yo desde aqui me uno a una sabia y amorosa decisión.

    Cuídate un mundo mujer

    Anny

  10. Neogéminis (Ciudadana Mónica) 16 febrero, 2009 a 7:08 pm #

    Comparto tu opinión Jesu y la de la mayoría, según veo…no es vida eso que ha tenido que sufrir esta pobre chica y no quisiera verme en el lugar que le ha tocado soportar a su familia…y encima de todo, juzgados por una sociedad movida por la fácil maniobra de medios de comunicación y políticos de turno que siempre buscan llevar agua para su molino, le duela a quien le duela.no respetan ni a quienes dicen respetar.

    Saludos a todos. no estoy muy bien de ánimo. espero mejorar…ojalá sea pronto.

  11. Jesu 17 febrero, 2009 a 12:12 am #

    Hola Mónica. Bienvenida de nuevo! Ya en tu blog te dejé comentario acerca de lo que comentas sobre tu estado de ánimo, la vida da muchas vueltas y nos encontramos con sorpresas que nos desbordan, yo mismo ando ahora con algunas de ellas, sobrellevándolas y confiando en que todo -una vez más- vaya bien. Así que tranquila, te echaba de menos, te queremos, cuando alguien se sabe querido todo es más fácil.

    La chiquillería anda de exámenes, se han fugado, yo creo que es una excusa para dejarnos tirados, jaja… Hummmmmm, hay que tramar un plan, hemos de hacer maravillosa la vida. Siempre.

  12. Alanthos 17 febrero, 2009 a 8:36 am #

    “Excusa”… Bah. Como se ve que no nos entendéis. Bwaaaaa…

    XD

    Ánimo, Mónica. Que, sea lo que sea, pasará.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: