Violencia sexual

11 sep

“Los jóvenes seducen y no deben ir presos los curas que los abusan”

Las escandalosas declaraciones sobre violencia sexual las hizo el padre Benedict Groeschel, de EEUU. “Su intención no es cometer un crimen”, defendió a sus pares acusados de violaciones.

¿Abuso, delito, pedofilia, homosexualidad… o simplemente un momento de debilidad?

El padre Benedict Groeschel, de la arquidiócesis estadounidense de Nueva York, indicó que “los jóvenes son unos seductores”, en declaraciones que desataron una polémica. El religioso de 79 años considera que los jóvenes “de 14, 16 y 18 años” los provocan. Cree que los curas que cometen estos abusos no deberían ir a la cárcel, porque no son culpables y “su intención no es cometer un crimen”, sorprendió. Tras sus escandalosas declaraciones en la revista National Catholic Register, el cura pidió perdón: “No tuve intención de culpar a las víctimas. Nada más lejos de la realidad”.

El líder espiritual de los católicos y fundador de la Comunidad de los Frailes Franciscanos de la Renovación fue criticado por la opinión pública estadounidense.

Conservador, escritor de 45 libros y partícipe de un programa televisivo en la Eternal Word Television Network, admitió: “Imagina un momento de ansiedad, y que un adolescente se acerca. En la mayoría de los casos, el joven es un seductor”, sostuvo.

Glenn Sudano, otro de los fundadores de esta comunidad, recalcó en The New York Times que es una pena que un ícono del catolicismo acabe así, y cree que sus palabras se deben a “su avanzada edad y crítica salud” después de un accidente de tránsito sufrido en 2004 en Orlando. “Es muy doloroso verle así”, opinó.

Las palabras del sacerdote han levantado tal polémica que la entrevista fue retirada de la web del National Catholic Register y Groeschel tuvo que pedir disculpas públicamente: “No tuve intención de culpar a las víctimas. El cura (o cualquier otra persona) que abusa de un adolescente es siempre el responsable. Mi mente y mi forma de expresarme ya no son tan claras como antes”. La publicación también pidió perdón por lo que considera un “error”.

Groeschel tiene un perfil muy mediático, al punto que es columnista en una cadena de televisión católica. Según Groeschel, los jóvenes buscan llenar el vacío emocional al no tener una figura paterna y por eso se acercan a los sacerdotes. También expresó la creencia de que la mayoría de estas “relaciones” son heterosexuales y que históricamente las relaciones sexuales entre hombres y adolescentes no han sido consideradas como delito.

“No era un crimen”. Por otra parte, el cuestionado sacerdote, también resaltó: “Si retrocedemos 10 ó 15 años, esto pocas veces era considerado un crimen. Nadie pensaba en ello así y creo que si es la primera ofensa de un sacerdote, este no debería ir a la cárcel pues no era su intención cometer un crimen”.

En tanto, también en EEUU, el sacerdote Angel Armando Pérez está acusado de intentar abusar de un niño de 12 años, al que fotografió con un teléfono celular y al que proporcionó cerveza. El cura de Woodburn, en Oregón, había quedado con el chico en su casa, mientras los padres salían. Cuando intentó abusarlo, el chico escapó de la vivienda y fue asistido por un matrimonio.

La Capital

Causas y contexto del abuso sexual de menores por sacerdotes católicos, 1950-2010

A propósito del tema,  la Conferencia de Obispos Católicos de EEUU financió un costoso estudio sobre los casos de abusos sexuales perpetrados por miembros del clero cuyos resultados pretenden negar la relación entre la homosexualidad de los abusadores y sus delitos.  El informe “Causas y contexto del abuso sexual de menores por sacerdotes católicos, 1950-2010″ costó dos millones de dólares y fue realizado por el John Jay College of Criminal Justice de Nueva York. Los investigadores señalan que la permisividad sexual de los años 60s’ y la pobre formación de los seminarios de la época explican los casos de abusos. El estudio reconoce que casi el 80 por ciento de las víctimas son menores varones sometidos a actos homosexuales, pero concluye que no se puede sostener “la hipótesis de que los sacerdotes con identidad homosexual… sean significativamente más propensos al abuso sexual”.

El prestigioso psiquiatra de EEUU doctor Richard Fitzgibbons rebatió las conclusiones de dicho estudio: “Cuando un adulto está involucrado en una conducta homosexual masculina, claramente tiene un problema en el área de la homosexualidad”, sostuvo. El experto dijo además que “los sacerdotes y seminaristas que sufren de una profunda actitud homosexual tienen la seria responsabilidad de buscar ayuda adecuada para proteger así a los adolescentes”.

El estudio también explica que el celibato sacerdotal no es un factor en los abusos sexuales y señala que los culpables escogían a varones porque el clero tenía en el pasado un mayor acceso a ellos.

Bill Donohue, Presidente de la Liga Católica para la Libertad Religiosa, señaló que el informe “señala que el 81 por ciento de las víctimas eran varones y que el 78 por ciento eran pre-adolescentes. Dado que el 100 por ciento de los abusadores eran hombres, entonces tenemos que es una cuestión de homosexualidad, no pedofilia  (¿?) ni heterosexualidad”.

El estudio muestra además que la mayor cantidad de abusos se dio “entre la mitad de los años 60s’ y mediados de los 80s’, mientras que el 94 por ciento del total ocurrió antes de 1990″. Cada año, agrega, “se dan menos denuncias”.

Aciprensa

About these ads

4 comentarios to “Violencia sexual”

  1. i e s u (@superjesu) 12 septiembre, 2012 at 12:14 pm #

    La especie humana es capaz de justificar cualquier cosa, en especial aquello que queremos creer. La voluntad la anteponemos a la razón. Y es peligrosísima la situación que se crea cuando generamos argumentos que intentan minimizar hechos y situaciones tan graves como los expuestas en el artículo. No hay sinrazón más peligrosa que la de la propia razón mal utilizada a propósito, puesto que pretende consolidar un doble daño, el ya existente y la supuesta justificación del mismo.

    La obligación ética de quienes pueden obrar y pensar -en libertad- con bondad y corrección ha de ser incuestionable. En cualquier ámbito de la vida debemos mantenernos alerta frente a quienes manuipulan el pensamiento pretendiendo validar ante la sociedad comportamientos inadmisibles.

    ¡Un abrazo, Mónica!

    • i e s u (@superjesu) 12 septiembre, 2012 at 12:29 pm #

      Lo curioso (y más peligroso intelectualmente) es que quien genera ese tipo de argumentos (ante cualquier situación indefendible) a menudo cree en ellos. Se trataría de un mecanismo de autodefensa ante su actuación, algo así como la negación mental de los hechos por parte de un acusado en los tribunales.

  2. Mónica Frau 12 septiembre, 2012 at 3:29 pm #

    Impecable tu argumentación, Jesús. Concuerdo en un 100 por 100!
    Un abrazo

Trackbacks/Pingbacks

  1. Bitacoras.com - 11 septiembre, 2012

    Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: “Los jóvenes seducen y no deben ir presos los curas que los abusan” Las escandalosas declaraciones sobre violencia sexual las hizo el padre Benedict Groeschel, de EEUU. “Su intención no es cometer un crimen”, defendió a sus p…..

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 152 seguidores