El bosque

15 sep
¿Qué bosque?

¿Qué bosque?

Mi amigo Carlos sólo se conecta al messenger cinco minutos y medio. Y no da tiempo a decirle nada. Bueno, a él sí, porque siempre dice cosas interesantes (aunque me hace la pelota diciéndome que le gusta cómo cuento las cosas). En esos cinco minutos le pincho para que suelte genialidades sobre cualquier chorrada. O al revés.

Estuve unas semanas preguntándome el significado de su nick ¿Qué bosque?

- Qué bosque es éseeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeee, quiero saberlo yaaaaaaaaaaaaaaaaaa, jajaja…

Se trata de un bosque metafórico, metafísico o metanosequé. Es una ironía, me explicó, acerca de la eterna frase Los árboles no te dejan ver el bosque…

- ¿Qué bosque? Yo prefiero ver los árboles! (argumentó)

Sí, estoy de acuerdo, los árboles, lo individual, las personas, son -somos- más importantes e impenetrables. No sabemos -como él dice- meternos en su cabeza, compartir su felicidad, sus pensamientos o su dolor; nos es más fácil ver el conjunto sin detenernos en la fascinante misión de descifrar una vida, la que tenemos al lado, o la nuestra propia.

Pero también es verdad que cada arbolito, sin dejar ni uno, forma un bosque fabuloso -una sociedad, en fin- que hay que cuidar, conocer, querer y mejorar. 

¿Qué es más importante,

el bosque o los árboles?

 

¿Qué prefieres ver?

 

Os dejo como primera intervención (previa autorización tramitada) el comentario que apresudaramente me escribió Saiph por correo-e en respuesta a mi pertición. 

Me gusta mi amigo Carlos porque nunca está pero siempre parece estar.

Ciudadano Iesu

About these ads

22 comentarios to “El bosque”

  1. Saiph 15 septiembre, 2008 at 7:12 pm #

    Lo que creo es que en realidad nadie sabe muy bien lo que es el bosque, y que en realidad no te preguntas por él ni siquiera cuando lo buscas. Lo que en realidad quieres es una estructura que de sentido a las cosas que sí ves, puedes tocar y, de hecho, te relacionas con ellas. Lo otro es simplemente una excusa para entender el universo que ni siquiera uno mismo comprende. Lo que quiero decir con ¿qué bosque? es que en realidad estoy pensando en los árboles, como cuando alguien te comenta lo guapa que es una chica que acaba de pasar y tú ni le estabas escuchando, y de hecho cuando le preguntas, ¿qué chica?, te da igual. Ni siquiera te has planteado qué es una chica, ni te interesa. Sólo te preocupa lo que pueda decir un amigo sobre las cosas que sí te importan y te rodean.

    De repente ese universo tangible se convierte en el inmaterial en la misma reflexión que inicias y ni siquiera estás hablando de una cosa distinta. Es el bosque el árbol, el árbol el bosque. Tú eres el bosque en un lugar donde no hay ningún bosque y nada tapa nada porque todo está contigo. Ni siquiera no tener ojos te puede ocultar a la vista todo lo que tienes y no tienes, porque ya lo es. Y el hecho es que la estructura no tiene por qué ser más grande que la pequeña piedrecita que da forma al resto infinito de pequeñas piedrecitas de la playa, y el árbol al césped y el mundo y el universo. Cuando lo entiendes formas parte y nunca has dejado de hacerlo. Pero te empeñas en ver a tu alrededor. ¿Por qué? Porque somos incapaces de entrar en la cabeza de la gente que nos importa y ver que en el conjunto de vidas y pasos hay muchos caminos. Pero no hay bosque. No aquí. Quizá en otro sitio sí.

  2. Mónica 16 septiembre, 2008 at 6:59 am #

    a la flauta!!!!…qué complicada la teoría!…y yo que tenía la sana intención de decir que preferñia el bosque porque me da la noción de “ser” en función de los demás. Creoq ue nuestra identidad se alimenta en el reflejo y en la idea demás, o sea, yo sé que soy porque hay otros semejantes. Soy árbol que tiene conciencia de sí porque está en un bosque que lo resignifica…o bueno, lago así…jajaj..es que ya es tarde y tengo bastante sueño jajaj…pero ahcía tanto que no pasaba por aquí (mil disculpas!) que no quería dejar de comentar. La verdad es que tengo tanto por visitar recorriendo espacios amigos y otras tantas cosas pensientes que me falta tiempo, es la verdad. Pero bueno, sé que sos comprensivo así que, me sabrás disculpar, jejee.

    un abrazo.

  3. Saiph 16 septiembre, 2008 at 8:41 am #

    ¡Vaya! Una vez más me he adelantado a mí mismo para participar en un debate… jajaja.

    Bueno espero que se pueda entender bien lo que pretendía decir. Iesu sabe muy bien lo que yo digo. Mejor que yo, incluso, jajaja. Así que eso, un abrazo a todo el mundo.

    PD: En realidad me parece que ligar la existencia misma a la formación de un organismo común resulta muy cercana a la sociología estructural que bebe de la biología. Ni siquiera había plateado el sentido del hecho de que existan árboles o no. Quizá todo esté relacionado con cualquier tema y nunca puedas acabar un debate si no hables del principio de todo y del final de las cosas. Espero que no tengamos que llegar a eso… mmmm… sí.

    Yo creo que un árbol no es un árbol porque hay más árboles a su alrededor… ¿dejaría de serlo por estar solo? Seguiría siéndolo, un árbol distinto, del mismo modo que sería distinto acompañado. Lo que hay es lo que es. Si nos despertáramos cada mañana pensando en lo que no hemos podido ser por el día de ayer, nos volveríamos locos.

    Bueno, hay algunos que ya lo están sin eso.

  4. Borsha 16 septiembre, 2008 at 4:44 pm #

    Mmm, enajenadas palabras las tuyas, me alegra ver que puedo seguir contando contigo en este viaje, que es la puta vida, hasta un lugar donde alguien nos entenderá…

    Hablando de bosques, árboles, hojas y copas de más, solo se me ocurre pensar, según he podido entender, que vamos a lo fácil, nadie se detiene a escuchar a otro que no tenga nada que ver con él, es decir, es más que admirable, al igual que sorprendente, que alguien pierda su precioso tiempo, en la sociedad que nos ocupa, en escuchar las cosas que tenga que decir una persona que no se le parezca en nada. No solemos esforzarnos en entender a aquellos que menos tienen que ver con nuestra forma de pensar, simplemente decimos que están más locos que nosotros mismos y procedemos a reordenar nuestros pensamientos ante la conmoción sufrida.

    P.D: Un saludo Iesu y para ti también mi querido pibe!!!
    P.D.1: No sé si lo he entendido bien :S…

  5. Jose 17 septiembre, 2008 at 9:23 am #

    Sin menospreciar la individual, la “belleza” del conjunto siempre es superior.
    El bosque frente al árbol, la orquesta frente al instrumento, el ser vivo frente a la célula, el edificio frente al ladrillo, el cuadro frente a la pincelada, la sociedad frente a la persona …
    En resumen creo en la sinergia.

    ¿Qué prefiero ver? TODO, con calma, sin prisa, ver el conjunto, ver individuo a individuo, descansar, y repetir el proceso.

    Un saludo

  6. Saiph 17 septiembre, 2008 at 3:33 pm #

    El individualismo de la existencia en la que hay árboles no entraña una falta de cooperación hacia fines superiores. Igualmente la suma de las partes puede ser comparativamente mejor a la separación del conjunto. Yo lo que he dicho es que realmente ese conjunto no existe. Del mismo modo que somos incapaces de ver todas las pinceladas al mismo tiempo o escuchar las modulaciones de todos los instrumentos de la orquesta. Es cierto, no buscamos eso al tumbarnos a escuchar o a observar. La simple sensación proyectada por fuerzas que no acabamos de comprender del todo, y precisamente en eso reside su belleza. Es precisamente lo que he dicho: “Lo que creo es que en realidad nadie sabe muy bien lo que es el bosque, y que en realidad no te preguntas por él ni siquiera cuando lo buscas.”

    Los árboles no tapan el bosque porque son el bosque, cada uno de ellos, y por tanto el bosque no puede existir, ya que no depende de cada uno. Qué es una sonata sino una convención que no se puede justificar en su esencia. Podría ser otra cosa distinta, igual que un cuadro.

  7. Fer 17 septiembre, 2008 at 5:58 pm #

    Peazo rallada. Iba a opinar, pero después de leer los comentarios seguiré meditando. O no.

  8. Lumons 17 septiembre, 2008 at 7:37 pm #

    Claro está que escoger, en este caso, no es despreciar ninguna opción. Claro está que donde haya árbol hay posibilidad de que haya bosque (en todos los sentidos). Eso lo primero.

    Unos pocos árboles -diez, veinte- más o menos juntitos, pegados, ¿son bosque? ¿son sólo árboles? Creo que estas preguntas son aún más tajantes. Quizá para responder a ello podemos retrotaernos al debate áquel de qué es una familia, cuando unas personas son familia y cuando no. Eso para acabar.

    <> eso lo podría decir yo casi literal… (tirón de orejas).

  9. Lumons 17 septiembre, 2008 at 7:38 pm #

    Me refería a la primera frase de la entrada, que no ha salido en el comentario anteior, xD.

  10. Jesu 17 septiembre, 2008 at 8:17 pm #

    Tu argumento es audaz, Saiph… El bosque no existe. Realmente me haces pensar. Admitámoslo como una suma de individualidades.

    Aunque luego lo suavizas con la afirmación… Los árboles no tapan el bosque porque son el bosque. Así se podría quedar la cosa, es casi perfecta esa frase.

    Ésta es la polémica del todo y la parte. Muchas doctrinas filosóficas hablan de lo que existe como una parte de algo mayor. Y de esa forma justifican -peligrosamente- la existencia de ese algo mayor.

    Cuando lo que existe son sólo las cosas, las personas, los cerebros, los corazones, los arbolitos.

    O ni éso siquiera, porque ellos también son el todo que hemos inventado a partir de millones de partes.

    Qué existe, en fin! Al menos creeremos en y querremos a cada arbolito y arbolita que nos encontremos, sea un todo, una parte, o mil millones de partes juntas. Es algo para nosotros, éso sí importa.

    (me duele la cabeza : S)

    (¿de verdad existe un lugar donde alguien nos entenderá en esta puta vida?)

  11. Äfrica 17 septiembre, 2008 at 9:37 pm #

    Mmmm…..creo que no existe bosque sin árboles.
    Por eso, hemos de cuidar cada árbol, de manera preciosa, para que crezca sano y frondoso y sea feliz junto al resto de los árboles. Que ninguno pueda contagiar enfermedades al de al lado.

    Yo creo que todo comienza en petite comité, que es importante cuidar al que tienes al lado, y si todos cuidáramos lo que tenemos al lado, árbol, persona, vida, será una inmensa cadena de cuidadores y el bosque, aunque no pudiéramos ver toda su magnitud, sería hermoso.

    Iesu, sabes que estoy un poco p’allá…así que si no me has entendido, pos ya sabes, te dejo besos de sesos! juas!

  12. Ccy 17 septiembre, 2008 at 9:39 pm #

    La pregunta es… ¿Que prefiero?
    No es que prefiera o sienta que algo sea mejor, pero creo que el ser humano individual es algo aún más complicado de entender que una sociedad, las sociedades las “clasificas”… Y un ser ni toda una vida alcancaria para entenderlo, pero el individuo es parte de una sociedad y por obviedad uno no es nada sin el otro, asi que ¿cómo preferir algo? A mi la humanidad me gusta, asi como hacemos cosas horribles, tambien nos unimos cuando se necesita de algo, y tambien nos llenamos de amigos y la familia…

    Somos parte de un algo, como los arboles son parte de un bosque, hay bosques de pino y otro de encinos, pero todos son necesarios y cada arbol es especial… Hay bosques muertos, secos o contaminados, pero se reforestan…
    La individualidad del ser humano es hermosa y la manera de socializar es igual…
    Asi que vuelvo a lo mismo… ¿ Cómo preferir?…

    Bueno… Te prefiero a ti (K) jeje

    Un beso, cuídate mucho
    Éxito !

  13. Jesu 17 septiembre, 2008 at 9:52 pm #

    Äfrica, nunca hubo noche sin mañana.

    Citando a los cuidadores del bosque me has recordado la historia de Chance Gardiner; novelita de Jerzy Kosinski que inspiró la película con Peter Sellers y Shirley McLaine.

    Un hombre que sólo sabía cuidar las plantas de su jardín estuvo a punto de convertirse en presidente del país más poderoso.

    (Ccy, estudia)

    (Fer, piensa, no seas vago)

    (Joey, dónde estás)

    (Ivanka, hola!)

    Os espero, dentro o fuera de mi jardín.

    (parezco una voz de ultratumba, me voy porque me tengo que ir, taluego)

  14. ALMA 17 septiembre, 2008 at 11:35 pm #

    Yo siempre acudo a la poesía en estos casos, no te resuelve nada tampoco, pero al menos disfruto leyendo.

    Entrar a un bosque en que los árboles
    tienen historia
    y se acompañan espaciosos
    a tiempo en luz, a tiempo en sombra,
    vale como entrar a un huerto
    tan lleno de frutos que todo es sombra
    y en el que uno pasa sin tocar nada
    porque la sed y el hambre habitan siempre
    nuestra boca.

    Carlos Pellicer

    Un saludo

  15. david 28 febrero, 2009 at 7:40 pm #

    son unos maricones todos

  16. Rebeca 8 marzo, 2009 at 2:14 am #

    hey me gusto mucho la pag. los visitare seguido

  17. CL6JCE 17 junio, 2009 at 3:07 pm #

    hola todos quiero saber si ete colega…
    carlos pellicier eres radioaficionado????

  18. miliiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii 25 agosto, 2009 at 2:10 am #

    muy buenooooooooooooooooooooo

  19. esse 9 abril, 2010 at 2:15 am #

    siente tus vibraciones, para poder sentir las que llegan… BOSQUE

  20. esse 9 abril, 2010 at 2:19 am #

    A Carlos y a su amigo, les Saludo.

  21. salumeca 6 julio, 2010 at 4:30 pm #

    por favor,me pueden decir la procedencia del bosque? saben de qué país es? por favor lo necesito para un trabajo, gracias espero respuesta

  22. cristool nach 30 marzo, 2012 at 5:49 pm #

    bosque= arbol
    arbol = bosque

    celula=organismo
    organismo= celula

    atomo = sistema solar
    sistema solar = arbol

    sistema solar = galaxia
    galaxia= sistema solar.

    “tal como es arriba es abajo, tal como es abajo es arriba”

    (si miras bien tu foto se ven organos sexuales)

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 152 seguidores